Una ciudad con olor a tinte

El rey Idris I, descendiente de Mahoma, fundó esta ciudad a finales del siglo VIII. Unos años más tarde, su hijo Idris II la convirtió en la capital de la dinastía. Se trata de la más antigua de las ciudades imperiales de Marruecos, alberga una universidad histórica y su medina medieval está declarada Patrimonio de la Humanidad por la Unesco. Hablamos de Fez.

Leer más… 

Anuncios

Publicado el febrero 5, 2015 en Avance. Añade a favoritos el enlace permanente. Deja un comentario.

Los comentarios están cerrados.

A %d blogueros les gusta esto: